Polideportivo
Bañado en oro
Nuevamente Leandro Bottasso figura excluyente del Argentino de Pista; ganó tres doradas y afirmó su condición de máximo ganador en la historia de títulos nacionales. En Velocidad Olímpica lo hizo junto a Franco Victorio, la gran promesa bellvillense
 
El Deportivo BV / info@eldeportivobv.com.ar
Leandro Bottasso no cesa en aumentar su gloria personal y hacer historia en el ciclismo nacional. Ya octubre lo tuvo cosechando dos medallas de plata en el Panamericano de México. Ahora, el pasado fin de semana cerró el mes con tres nuevos podios en una de las competencias emblemáticas dentro de su rica trayectoria.

Lo hizo en el Campeonato Argentino de Pista concretado en la ciudad sanjuanina de Rawson, subiendo en tres ocasiones al escalón más alto en el Velódromo Héroes de Malvinas para convertirse en la gran figura del certamen tal como el año pasado.

Las estadísticas sobresalientes señalan que por cuarta vez en su carrera se impuso en Velocidad Individual, Velocidad por Equipos y Keirin, alcanzando las 21 medallas de oro. Así, junto a otras destacadas labores como las de sus comprovincianos Juan Pablo Serrano y  Diego Valenzuela, la representación de Córdoba se adueñó del medallero en la región de Cuyo.

Con Victorio. El sábado logró dos títulos, siendo el primer oro de marcado significado para el deporte de nuestra ciudad ya que en compañía del joven bellvillense Franco Victorio y de Serrano hicieron a Córdoba vencedora en Velocidad Olimpica con un tiempo de 1m 03s80, superando a Santa Fe y San Juan.

La otra presea dorada de esa jornada para Bottasso fue en Velocidad Individual, postergando con su calidad la expectativa y juventud de Danilo Magnoni, sprinter santafesino de apenas 19 años

El domingo por la tarde descolló en Keirin en un duelo con su comprovinciano Serrano. Un final electrizante y favorable por media rueda, le otorgó un tercer oro que terminó engrandeciendo su leyenda como el ciclista más ganador en los nacionales de pista, estirando a los 30 años la cifra ahora a 21 oros.   

Pasión que lo sostiene. Sobre una explicación a su interminable cadena triunfal, Bottasso confió que "no es fácil mantenerse en este nivel, cansa, a veces lo siento, pero puede más lo que me gusta que el cansancio. Esto me ayuda para competir fuera del país porque me mantiene en gran nivel y motivado”. 

Evaluando en general lo vivido el fin de semana, el bellvillense señaló que "el ciclismo argentino está saliendo de una meseta con la aparición de corredores jóvenes. En San Juan hubo buenas marcas, tanto en resistencia, persecución y velocidad, con niveles parejos. Tienen entre 19 y 23 años y son el futuro. La selección apuesta a gente joven y es un acierto. Nosotros, con experiencia, podemos ayudar” apuntó, para cerrar contando que el triunfo conquistado en Keirin fue "el más difícil” porque compitió contra cinco rivales con el agregado de las competencias anteriores.

 
 
 
Relacionadas
 
Dos medallas más para la colección