Columna / Elio "Pipo" Rossi
¿Están los mejores? Están los que tienen que estar 8/7/14
Elio Pipo Rossi nació en el ' 63, con Kennedy a la cabeza. Cordobés de nacimiento y porteño por adopción mutua, trabaja como periodista desde antes de terminar la secundaria por lo que, transcurridos casi 30 años, muchos ruegan que se jubile pronto. Trabajó en Radio Unión de Bell Ville, Radio Universidad de Córdoba, Canal 10 de Córdoba y desde el 91 en Canal 13, Canal 9, America TV, ATC, Telefé, TyC Sports y Fox Sports hasta el 2002 cuando, harto ya de estar harto, vendió un BM para gastárselo en Europa y por las rutas del sur argentino haciendo “fiaca”. Reinsertarse le costó mucho más de lo que está dispuesto a aceptar, igual que esforzarse para ganar un lugar a los 40 años en algún medio europeo. Lo perdió su costado tanguero y volvió con el caballo cansado para divertirse en C5N, Fox Sports, Radio Del Plata y Radio 10, y, fiel al “ser periodista”, seguir molestando hasta que el cuero le dé.
 
Sabella ha conseguido el equipo más corto desde que maneja la selección. 

Argentina enfrentará, en su mejor versión, a la versión más “sudamericana” que se pueda encontrar de lo que alguna vez fue la “Naranja Mecánica” y que reúne, para mi gusto, lo mejor de “lo europeo” con lo mejor de esta parte del mundo incluyendo, claro, la técnica excelsa y la inteligencia para jugar (y no dejar jugar).

Sabella, el mejor de los entrenadores que ha tenido la Argentina del 90 para acá, fue capaz de cortar su propio brazo cuando hizo los cambios que hizo al margen de los obligados por lesión.

Hombres de su “riñón” rodaron escaleras abajo cuando advirtió que los sacrificaba o corría serios riesgos de quedar en la historia como uno más. Fernández y Gago hubieran sido titulares de aquí a la eternidad (en la cabeza del técnico y su idea esencial): los sacó sin que esto significara una crisis.

Don de mando en estado químicamente puro.

Tal como se escribió aquí al comienzo del Mundial, Argentina tendrá (y tiene) dos partidos serios y complejos en el camino a su tercer título mundial: Holanda este miércoles y (para mí) Alemania el próximo domingo en Río de Janeiro.

Brasil no parece estar a la altura de la necesidad a la que lo obliga la Alemania de Low.

Para colmo sin Neymar, golpeado salvajemente por Zúñiga, quien debería ser expulsado por 4 años, si es que la cuasi-mordida de Suárez lo sacó del fútbol por 4 meses.

Indigna el rodillazo del lateral colombiano que le rompió la espalda al inimaginable futbolista que perdió Brasil en ese partido.

El mundo “bienpensante” del fútbol ha preferido mirar para otro lado y no condenar la brutalidad porque “el Profe Pekerman” es el nuevo “semidios” en aquel país.

Lamentable, pero es así.

A ver…si Zúñiga quiere impedir un contragolpe tras un rechazo que le llega a Neymar, de espaldas, lo empuja, lo toma, lo frena, le mete un “trancazo”, pero de ninguna manera (excepto que quiera lastimar al adversario –para mí hubo claramente mala intención-), se le salta a la espalda desguarnecida con la rodilla al modo de un arquero que salta en su área, la chica.

Mal bicho Zúñiga, mal bicho.

“No quise romperle la vértebra”, puede insistir. Más bien: si hubiera sido así, estaríamos frente a un intento de matar. Una locura.

¡Pero nadie dice nada! Excepto claro, los brasileños, que no terminan de estar atontados porque aún creen en llegar a la final, y ganarla.

Volviendo al seleccionado argentino y su obligación naranja de este miércoles.

Sabella ha conseguido el equipo más “corto” desde que maneja la selección.

Y lo “encontró” en el quinto partido del mundial, casi perfecto si se quiere.

Le pasó a Bilardo en México.

Le pasa a Sabella en este instante. Bienvenida las coincidencias.

Del otro lado un equipo que combina “malicia” sudamericana (lo cual incluye la técnica), con lo que los españoles llaman “la libreta de Van Gaal”.

Será una semifinal imperdible al igual que la de Brasil con los alemanes.

¿Están los mejores?

Están los que tienen que estar.

 
 
Relacionadas
 
Lio, Angelito y el “ocote” indispensable para ganar en una Copa del Mundo 1/7/14