Primera B
La ventaja deportiva ubicó a Central en semifinales
El equipo de Merlini cayó como local 3-2 ante Sportivo Unión en la revancha de cuartos de final; un global 4-4 y el beneficio reglamentario le permiten seguir en carrera. Su próximo rival será Complejo Deportivo, el gran candidato.
 
Hernán Garelli / hgarelli@eldeportivobv.com.ar
En el marco de los cuartos de final del Apertura, Central recibió -con la ventaja deportiva a su favor- en el cotejo de vuelta a Sportivo Unión. En los primeros noventa minutos disputados en Ordoñez había sido victoria del conjunto bellvillense por 2-1, por lo que un empate o derrota por la mínima diferencia en el Estadio Hugo Curioni le bastaría al local para instalarse en semifinales. En un partido con dos etapas netamente diferentes, Sportivo Unión se quedó con un triunfo 3-2 que no le alcanzó gracias a un gol agónico obtenido en el tiempo agregado con el que terminó dando vuelta un trámite que lo tuvo dos veces en desventaja.

Poco y nada. Un primer tiempo pobre respecto al juego propuesto y donde les costó a ambos equipos tener un buen trato de balón, el cual anduvo más por los aires que a ras del piso, dejó con mucha lógica poco para reflejar como incidencias sobre los arcos (casi todas a partir del recurso de la media distancia) y justicia en el empate sin goles con que se fueron al descanso. Un tiro libre abajo de Astudillo a los 12’ para la visita y un débil disparo de Nahuel Villarroel a los 19’ para el dueño de casa fue lo más cercano a acciones de riesgo que hubo desde el inicio hasta que a los 27’ Sachetto despejó de manera espectacular un cabezazo de Walter Herrera, siendo realmente una clara ocasión para los de Ordoñez. Un remate alto de Campos desde el vértice izquierdo del área visitante (34’) y un intento desde lejos del enganche de Sportivo Unión (39’) eran clara muestra de lo poco que se podía elaborar.

Después de cumplidos los 45’ se vio lo más importante de la parte inicial: Un potente disparo de Daniele es rechazado sobre la línea y en la jugada siguiente, tras una serie de discusiones, se fue expulsado Astudillo en el visitante.

A puro gol. El complemento enseguida mostró otra cara: a los 3’ estuvo muy cerca de abrir la cuenta Cossutta con un cabezazo debajo del arco ante un buen centro desde la izquierda y tuvo su chance Sportivo Unión cuando Palavecino peleó y ganó por derecha, tocando atrás para el arribo y una pegada de Walter Herrera que paralizó los corazones rojos a los 10’. Dos minutos después, Cossutta desborda y saca un centro que consigue anticipar el arquero Marinozzi justo sobre la cabeza de un Ramos que se relamía, a lo que siguió una peligrosa respuesta de los de Ordoñez.

El gol quería aparecer en la tarde y no demoró en llegar: una combinación iniciada desde su propio campo por Cossutta y continuada por Rodríguez buscando la llegada al fondo del volante derecho, finalizó con el centro y el cabezazo de Ramos poniendo un 1-0 que asomaba tranquilizador para Central a los 14’. Lejos estuvo eso de pasar ya que, aún con un hombre menos, Sportivo Unión no se entregó y apenas reiniciado el juego estrelló una pelota en el palo a la salida de una pelota detenida. Situación similar se dio a los 24’: tras un tiro libre del costado izquierdo, el envío cerrado dio en el primer palo y Palavecino que consigue empujar para poner el empate. No pararon las emociones porque un par de minutos después Cossutta repitió su profundidad por derecha y sacó un centro que en el segundo palo cabeceó Rodríguez colocando el 2-1. Posteriormente, una innecesaria acción brusca de Campos en mitad de cancha que le valió ver la tarjeta roja dejó el desarrollo igualado en fuerzas, algo que estimuló más todavía la búsqueda de los dirigidos por Pablo Villarroel. A la salida de una falta, un cabezazo de Franceschina estuvo a centímetros de ser un empate que llegó luego a los 30’ cuando (y a partir de otra pelota quieta) un envío combado al centro del área local es disputado en el aire entre Alfieri y Aguilar en una confusa jugada que acabó siendo el 2-2.

Y continuó la insistencia de Sportivo Unión poniendo a Central en una tarea de resistencia a sus embates; a fuerza de generar faltas (ahora ya no resultaron bien ejecutadas) le surgían chances que trasladaban gran preocupación al fondo local. De todos modos, lo que faltaba ver ya no llegaría por esa vía sino por la dinámica del juego y el impulso visitante, que creó una ocasión a los 43’, donde nadie alcanzó a desviar un balón que cruzó toda el área y que encontró la victoria cuando a segundos de cumplirse los 49’ (el arbitro Begil añadió exactamente cuatro minutos), un zapatazo de Bernasconi deja sin ninguna chance a Sachetto y se convierte en el 3-2 definitivo que no fue suficiente para los de Ordoñez pero que los dejó con la tranquilidad de haber hecho todo para revertir aquella derrota sufrida como local.

Es precisamente dicho resultado de una semana atrás el que termina siendo de gran valor para Central, accediendo a semifinales del Apertura por la ventaja deportiva (clasificó 3º y Sportivo Unión 6º) tras un marcador global 4-4, enfrentándose ahora a Complejo Deportivo, esperándose la confirmación oficial para este lunes por la noche de que el duelo comenzará en Bell Ville y se cerrará en Justiniano Posse.

Infografía: Germán Monetto