Primera A
Necesario y sufrido triunfo de Talleres
Con una cuota de angustia sobre el final, la “T” derrotó 1-0 a San Martín MJ con gol de Garrido; en el adicional fue anulado un grito visitante que instaló la polémica en el Bosque. Es la primera victoria del equipo de Merlini en el torneo.
 
Hernán Garelli / hgarelli@eldeportivobv.com.ar
En el Bosque, y por la 4ª fecha, Talleres recibía la visita del San Martín marcojuarense en duelo de equipos apenas separados por un punto en la tabla del Clausura y que además observan de reojo la tabla general en su temida zona de descenso. A esta altura, lo del local era ya sin vueltas, el mandato indicaba obtener su primera victoria, cuestión que una semana atrás ya había logrado el albiceleste de Teddy  Pérez ante San Carlos. Finalmente, la "T" logró el objetivo al imponerse por la mínima diferencia.

Mucho no se pudo hacer. Vivaz, dinámico, pero sin clarificarse la salida desde el mediocampo y por ende sin peligro en los arcos, así fue el comienzo del encuentro para los dos equipos en un terreno de pobres condiciones que presagiaba que se iba a hacer muy difícil ver un juego vistoso.

En ese contexto para todo el primer tiempo, el conteo de ocasiones arranca recién a los 17’ cuando hubo una rápida reacción del arquero Montiel saliendo a cortar con el pie el ingreso de Castellano al área ante un buen pase de De Bruno. El visitante sumó un segundo intento con una media vuelta de Sarantonelli. A los 22’ se dio la primera llegada a fondo de la “T” como consecuencia de acertar una interesante sucesión de toques.

Con el transcurrir de los minutos todo fue cada vez más trabado, circunscripto a la mitad de cancha, y solo se buscaba progresar a partir de pases largos que excepcionalmente tenían buen destino generando, sobre todo en el conjunto local, el ostensible padecimiento para un Ocón que como punta definido nunca contó con alguna pelota importante para realizar su aporte.

A poco de irse a los vestuarios hubo dos aproximaciones más y fueron para San Martín: un cabezazo de Sarantonelli que se va cerca del ángulo y una arremetida de De Bruno ante Montiel, quien anticipó justo antes que el “10” se acomodara para definir tirando la gambeta hacia la derecha.

El gol le dio otro aspecto a la tarde. Apenas comenzó la segunda etapa fue el turno de Talleres para generar emociones por partida doble. Cairo tuvo una posibilidad inmejorable (casi un penal en movimiento), durando poco el lamento ya que en la jugada siguiente, tras un rechazo pifiado en el vértice del área visitante, Garrido se hace de la pelota y termina definiendo suave y por arriba ante la salida desesperada de Reale (7’), colocando el 1-0.

En desventaja, Pérez apeló a colocar un delantero desde el banco para dejar línea de tres en la retaguardia, intento que se desvirtuó en parte ya que a los 19’ se fue expulsado De Bruno. De todos modos San Martín logró que el trámite se desarrollara en campo local, forzó una seguidilla de tiros de esquina por su empuje y supo disimular su inferioridad numérica ante un Talleres que entraba en cierta confusión, no conseguía retener la pelota ni preocupar a Reale, salvo allá por los 30’, a la salida de una falta al borde del área, cuando Tagliavini capturó un rebote y acabó elevando su remate.

Casi como una cuestión lógica, ya cerca del epílogo lo del equipo de Merlini era solo resistir -aunque al propio DT no le gustara esa situación tan alejada del control del balón- frente a un tridente ofensivo que armó la visita para esos minutos finales, pese a lo cual Ceballos contó con una ocasión para aumentar ya en el tiempo agregado. El sufrimiento del local en su arco en ese lapso pasó por un cruce salvador de Nico  Martínez y por un dudoso gol anulado por supuesto offside tras un profundo ataque de San Martín segundos antes del cierre del partido.

Bajado el telón, Talleres pasó de la angustia al puño cerrado para festejar tres puntos vitales que se valoran tanto en lo numérico de las dos tablas como en lo anímico, ya que consiguió sacarse el peso que arrastraba de saberse capaz de ganar un partido en este nuevo ciclo con Merlini como entrenador. Para valorar aún más el porqué de las sensaciones de este domingo sirve reflejar que, en 15 partidos disputados en la temporada, ahora son apenas tres los triunfos obtenidos. 

Fotos: Leo Zarini

Infografía: Germán Monetto